Advertisement
Chile, Concepción, miércoles, 18 de octubre de 2017
El largo camino de un trabajador penquista por conseguir una pensión de invalidez total y definitiva PDF Imprimir E-Mail
Testimonio
escrito por TBB   
sábado, 16 de noviembre de 2013

Esta es parte de la larga historia de un trabajador penquista que fue evaluado Active Imagepor 22 médicos, sometido a numerosos exámenes y  a una serie de tratamientos con distintas drogas, y que tras cuatro años y ocho meses, aún no tiene claro el diagnóstico final de su enfermedad ni si tendrá derecho a una pensión de invalidez total y definitiva, pues su enfermedad  que ha progresado, lo inhabilitó para trabajar. En estos días será reevaluado y confía en un resultado favorable para él.

 

Lo que ha vivido Cristian Gonzalo Cornejo Larraguibel en los últimos cuatro años y ocho meses sería difícil de creer de no ser porque, lamentablemente, su caso no es único. A sus 42 años ha experimentado en carne propia lo que significa peregrinar en busca de una respuesta clara a un derecho que ha quedado establecido que le corresponde, pero  que todavía no llega.

Cristian Cornejo vive en Concepción y por casi 20 años trabajó en el área de ventas en empresas CCU CHILE , CMPC Tissue y Soprole, desempeñándose en esta última como Supervisor de Ventas por cinco años. En la actualidad está pensionado parcialmente y en forma transitoria.

Pero la historia que relata Cristian comenzó en febrero de 2009 ,cuando presentó un cuadro que en ese momento fue caracterizado como "Varicela Atípica", enfermedad que había tenido cuando niño. Fue evaluado por varios médicos, y tratado con terapia antiviral. A partir de esa fecha, fue sometido a variados tratamientos que sólo dieron una “pobre respuesta” a lo esperado.

De hecho y según relata el propio afectado, se mantenía con molestias y , por lo mismo, con licencia médica por tratarse de un cuadro infeccioso. Pero el 27 de marzo de 2009 empezó a experimentar fuerte dolores en sus extremidades inferiores y superiores, aunque los brotes de varicela estaban desapareciendo.

A raíz de ello, continuó siendo evaluado por médicos de distintas especialidades, los que, no obstante, no lograban entregarle un diagnóstico concreto respecto de la enfermedad que lo afectaba. En este peregrinar, hubo especialistas que intentaron un diagnóstico, que finalmente no era el correcto. Como ocurrió con el reumatólogo Sergio Recart, quien le diagnosticó una “Mesenquimiopatía indiferenciada”, aunque posteriormente se declaró incompetente para seguir evaluándolo.

Vino luego otra evaluación, esta vez por parte de la reumatóloga Encarnación Sáenz quien le dio otro diagnóstico: "Artritis Reactiva a virus Varicela". Pasó el tiempo y la médico abandona el caso de Cristian y lo deriva a Santiago, al reumatólogo Francisco Radrigán, profesional indicado por la Isapre Cruz Blanca, a la cual pertenece el afectado. El 30 de octubre de 2010, el doctor Radrigán le entrega otro diagnóstico, su enfermedad sería una "Espondiloartropatía".

Un largo peregrinaje

Es decir en un año y medio, Cristian Cornejo ya tenía tres diagnósticos, pero ninguno era el correcto. De hecho, el paciente no respondía a los tratamientos y el médico tratante opta por recurrir a una droga biológica -Remicade- que tampoco da los resultados esperados. En el intertanto, y en vista que el proceso tarda más de la cuenta, la Isapre a la cual está afiliado Cristian, decide dar inicio al trámite de pensión de invalidez  no conducente a pensión,  con el solo fin de no seguir pagando más las licencias médicas del afectado.

La solicitud de la Isapre significó que debió someterse a un peritaje por parte de la reumatóloga Irene Castro, médico asignada por la Comisión Médica de Concepción, el cual concluyó que Cornejo sería portador de Artritis Seronegativa. configurada como impedimento en clase IV, en su grado máximo, con un menoscabo de un 66% de la pérdida de capacidad de trabajo, es decir, invalidez total y definitiva.

Respecto del tratamiento que estaba recibiendo, la especialista indica que se requería tiempo para evaluar la eficacia de la droga, antes de decidir el fracaso de la misma o el cambio de terapia. A ese momento, Cristian llevaba tres hospitalizaciones, tiempo que para la médico evaluadora no era suficiente como para establecer un resultado concreto. En su informe, reconoce que el paciente no ha respondido a los tratamientos habituales y no ha podido controlar los síntomas que presenta y si bien en ese momento no tenía secuelas, ya lo afectaba una artritis/tendinitis persistente, que de no tratarse adecuadamente le ocasionará secuelas.

Pese a lo acucioso del peritaje, no sirvió para el objetivo buscado por la Isapre, pues el informe médico llegó cuando el plazo se había vencido.

Para agosto de 2010, Cristian cumplía seis hospitalizaciones con Remicade, sin alcanzar resultados positivos. Es por ello que su médico tratante decide terminar con la administración de esa droga. En vista de eso y ante el temor de posibles rechazos de sus licencias médicas, Cornejo opta por iniciar su propio trámite de pensión de invalidez.

Le otorgan pensión parcial y transitoria

En el marco de este trámite, es citado a la Comisión Médica Regional, pero no se le efectúan exámenes, sino que se valida el informe emitido por la doctora Castro. Inicialmente, Cristian cree que fue correcto, sin embargo con tiempo cambió de opinión, reconoce, pues la Comisión Médica  centró su evaluación en la indicación de la especialista en cuanto a que se requería tiempo para evaluar la eficacia de la droga biológica. A juicio del afectado, eso fue un error pues en ese momento ya había terminado la terapia y correspondía que la Comisión Médica Regional evaluara su resultado, algo que no hizo, como tampoco la Comisión Médica Central.

Finalmente, la Comisión Medica Regional decide otorgar una invalidez parcial transitoria otorgando a la Artritis Seronegativa  49% y al Tratamiento Inmunosupresor un 10%, con un 54,1% total.

Esto, no obstante los antecedentes médicos, con todo su historial y exámenes realizados, que establece una Artritis Seronegativa Configurado, con menoscabo laboral severo, de frecuencia de compromiso de las actividades de la vida diaria constante.

Ante esto, Cristian no puede dejar de preguntarse: “ ¿Dónde quedó, y por qué razón, no se consideró la evaluación de Dra. Irene Castro?” Ante ese escenario, apeló ante la Comisión Médica Central para que este informe fuese considerado, es decir, que se le otorgara invalidez total y definitiva. Por su lado, la compañía aseguradora también hizo lo propio, en contra del dictamen de la Comisión Médica Regional.
Sample Image
En esta nueva etapa del proceso, se produce un fuerte retroceso para Cristian, pues la Comisión Médica Central decide  revocar el dictamen de la Comisión Médica Regional, dejándolo como enfermedad no configurada, por falta de tratamiento y a la espera de la evaluación de terapia biológica con Remicade.

Cristian insiste: “Ellos  no quisieron revisar los antecedentes que yo les aporté: los certificados médicos, exámenes, y todo un historial completo, el cual informa de todo lo que sucedió después de esas tres dosis que indicaba en ese tiempo la Dra. Castro en su evaluación, pero que ella la calificó de impedimento por no responder a los tratamientos habituales, dando sus razones y la calificación“.

Pero Cristian no se dio por vencido y presentó un recurso de reposición contra el dictamen de la Comisión Médica Central que, curiosamente fue acogido, por lo cual se repuso la invalidez parcial transitoria otorgada inicialmente por la Comisión Médica Regional y que después, la propia Comisión Médica Central había rechazado.

Así las cosas, Cristian Cornejo no puede dejar de manifestar que obtener una pensión bajo este sistema “es solo un golpe de suerte”.

“No se siga psicoseando”

Pero su historia no termina ahí. Al ver que su enfermedad está sin remisión, el doctor Radrigán -uno de los primeros que lo trató y que ha presentado su caso en congresos internacionales- decide experimentar con  otra droga biológica, Humira, precisamente por indicación recibida en uno de esos encuentros internacionales.

De nuevo Cristian se somete a tratamiento, pero luego de ocho dosis en su organismo, no se experimenta resultados concretos y se le pide que viaje a Santiago a una tercera junta médica.

“En dicha oportunidad -relata el afectado- la reunión médica solo contó con la presencia de 2 médicos : el Dr. Radrigán, y el Dr. Sergio Jacobelli, ambos de Pontificia  Universidad Católica, quienes conversan conmigo y me dicen que yo estaba bien, que no me "psicoseara". Me  preguntaron cómo estaba para entrar a trabajar, algo que me llamó mucho la atención, ya que considero que por ética profesional y respeto por el paciente, eso no se hace. Mejor habría sido que reconocieran que no sabían a qué enfermedad se enfrentaban…”, comenta.

En agosto de 2011 y al ver sus manos inflamadas y padecer mucho dolor, solicitó al Dr. Radrigán  una Resonancia Nuclear Magnética para manos y muñecas,  con el fin de compararlo con el mismo examen realizado en agosto de 2010.

El resultado de ese examen reveló que la enfermedad había aumentado, demostrando que está sin remisión.

En todo este tiempo Cristian ha sido evaluado por 22 médicos  de Concepción y Santiago de varias especialidades, con diagnósticos errados. También fue visto por tres Juntas Médicas y su caso presentado en congresos médicos en Estados Unidos y Uruguay.

En ese mismo periodo, afirma que “han experimentado y estudiado conmigo",  a través de la administración de diversos medicamentos  y drogas biológicas de carácter experimental y de alto costo, inalcanzables para cualquier persona.

A modo de referencia, explica que por cada hospitalización para administrarle  Remicade, el costo superó los 2 millones de pesos.  Lo bueno para él, es que hasta ese momento contaba con un buen plan de salud que le cubrió esos gastos, de lo contrario no hubiese podido realizar esos tratamientos, advierte.

Su última licencia médica venció el 7 de septiembre de 2011. Ya para entonces le  había llegado el dictamen final de la Comisión Médica Central, por lo que concurrió a la empresa Soprole, donde trabajaba, para conversar de su situación, pues con invalidez ya no podía seguir trabajando con contrato. “Ellos trataron de ayudarme buscando alguna alternativa para que yo no me fuera, pero como es una empresa láctea, me ofrecían trabajar en bodega, pero están por lógica equipadas con cámaras de frío, y al presentar problemas de salud sería perjudicial para mi, por lo que de mutuo acuerdo se puso fin a mi contrato de trabajo. Quedé cesante, con pensión parcial transitoria, lo cual me afectó económicamente, por cual tuve que ir a la Isapre y cambiarme de plan de salud,  por uno mucho más bajo en coberturas que el que tenía”.Active Image

A lo largo de este agotador proceso, muchas preguntas le han surgido a Cristian:
¿Cómo se explica que sucediera todo esto? ¿Por qué las Comisiones Médicas no toman en cuenta los informes médicos que redactan los propios médicos interconsultores, que son de su propia confianza, y asignados por ellos mismos, siendo que los integrantes de las Comisiones Médicas, no son especialistas? ¿Se estará aplicando el criterio solamente? ¿Por qué no toman en cuenta los exámenes médicos que se entregan,  que son reales,  verídicos, y que demuestran lo que hay en el cuerpo de una persona? ¿Por qué  la Superintendencia de Pensiones, siendo el organismo estatal y contralor de las Comisiones Médicas, no cuenta con médicos especialistas y contralores, que puedan revisar y modificar un dictamen de las Comisiones Médicas? ¿Por qué me asignaron una Invalidez Parcial Transitoria (3 años), sabiendo que por lógica esto se otorga a una persona que puede tener tratamientos, cuando en mi caso fracasaron hasta los tratamientos biológicos, que son lo último que hay? ¿Acaso esperan que durante este tiempo me mejore comiendo espinacas?

Las interrogantes de Cristian son numerosas y siguen sin respuesta…

La última chance

Pero la historia no finaliza aquí. El 4 de noviembre, Cristian Cornejo concurre a la AFP Capital y se inscribe para una reevaluación. Su meta es conseguir la pensión por invalidad total y definitiva. Pero sabe también que es su última oportunidad, pues tiene tres opciones posibles:  Que lo dejen sin la invalidez, retornando a la condición  de  activo, pese a estar enfermo; que le ratifiquen la invalidez parcial quedando como "definitiva"; o que le otorguen invalidez total, permanente y definitiva, que es a lo que aspira.

Telefónicamente le avisaron que este lunes 18, será visto por la doctora Andrea Reyes, quien presentará su caso ante la Comisión Médica Regional. Es la misma profesional, dice Cristian, quien lo vio en junio de 2010, cuando la Isapre solicitó la calificación para él.

Habrá que ver qué ocurre con su situación en las próximas semanas…



16 de noviembre de 2013.-

4730 veces leída

 

 
< Anterior   Siguiente >
Advertisement
Salón municipal de Lota llevará nombre de alcalde Danilo González fusilado el 22 de octubre de 1973
miércoles, 18 de octubre de 2017


Toneleros de Guarilihue fueron reconocidos como Patrimonio Inmaterial
miércoles, 18 de octubre de 2017


Formarán nueva Corporación para proteger el patrimonio de Tomé
miércoles, 18 de octubre de 2017


Celebraron en Concepción Día Internacional de la Mujer Rural
miércoles, 18 de octubre de 2017


Capacitan a carpinteros de ribera en elaboración de construcción de lanchas turísticas
martes, 17 de octubre de 2017


APAÑA 2017 llama a los chiguayantinos a ser solidarios
martes, 17 de octubre de 2017


Quiero Mi Barrio en Lan C de Hualpén finalizó con éxito luego de tres años de intervención
martes, 17 de octubre de 2017


Colegio de Periodistas del Bío Bío repudia destrucción de placa de nano plaza Fray Camilo Henríquez
lunes, 16 de octubre de 2017


Niños compartieron sus sueños para la Región de Ñuble a través de originales obras
lunes, 16 de octubre de 2017


Trabajadores embarcados de la flota industrial piden que Chile ratifique Convenio 188
domingo, 15 de octubre de 2017


Museos de Medianoche 2017 en Pinacoteca logró masiva convocatoria
domingo, 15 de octubre de 2017


Expertos develan las necesidades actuales de la salud mental en Chile
sábado, 14 de octubre de 2017


ENAP Refinería Bío Bío inicia segunda etapa de mantención preventiva programada
sábado, 14 de octubre de 2017


Centro de Vinificación en Guarilihue se suma a proceso de desarrollo del Valle del Itata
viernes, 13 de octubre de 2017


Valioso archivo del exilio chileno en México ya forma parte del Museo de la Memoria
viernes, 13 de octubre de 2017




Indicadores Económicos

TendenciasRevela estudio Chilescopio 2017: Un 72% de los penquistas se siente feliz con su vida

Un 72% de los penquistas se declaró feliz con su vida, según reveló el estudio Chilescopio 2017, que anualmente realiza la Consultora Visión Humana y la agencia de...

Tribuna LegislativaCámara aprobó proyecto que tipifica el delito de desaparición forzada de personas

Con 98 votos a favor, la Cámara de Diputados aprobó el proyecto de ley que modifica el Código Penal, tipificando el delito de desaparición forzada de personas.

Usuarios en linea

Hay 9 invitados en línea